Ainhoa & Hodei

A Ainhoa la recordamos llena de ilusión por su gran día. En nuestra primera reunión, en el restaurante elegido por ella, nos embelesó su sencillez, buen hacer, dulzura y la emoción que nos transmitía cuando imaginaba su boda.

Desde el primer momento le ayudamos a encauzar sus deseos y necesidades, sin perder sus preciosos nervios de vista. En cada reunión con ella se llenaba la oficina de buenos propósitos y sonrisas, las ideas fluían rápidamente y enseguida tuvimos claro cómo plasmar su día soñado.

Trabajamos cada elemento de la decoración a mano. Fue un trabajo delicado y tratado con mucho mimo: Madera, blancos y verdes, velas…. El restaurante así lo merecía.

La ceremonia fue de las más emotivas vividas por nuestro equipo. Amaneció un día lluvioso, pero ellos estaban radiantes de felicidad e hicieron que todo se inundase de una luz llena de cariño y alegría. Hicieron partícipes a todos los presentes de una ceremonia preciosa, en la que no dejaron de tener las emociones a flor de piel.

La fiesta fue el colofón final del día y todos disfrutaron al son de nuestro DJ.

FOTOGRAFÍA: Aitziber Marcos