Olatz & Iban

Olatz, dulce, bondadosa, firme en sus ideas y discreta, nos hizo partícipes de su gran día pocos meses antes del mismo. Se dejó guiar por nuestros consejos y entre todos hicimos de su día algo inolvidable para todos los asistentes.

Sabía perfectamente lo que quería y lo que no, y eso nos ayudó a la hora de idear sus corners. Aunque el día fue lluvioso, la buena energía y felicidad de Olatz e Iban hizo que todos los presentes participasen de una u otra manera, ¡y es que tuvieron miles de sorpresas!
Sus amigos les hicieron reír con sus discursos en el banquete y la familia no dejó que les faltara detalle alguno.

Debido a que los padres de Iban en su día no tuvieron apertura de baile, cedieron ese momento a sus padres. Fue algo muy emotivo y dice mucho de ellos.

FOTOGRAFÍA: Eztiphoto + Gipuzkoa Bodas